Yo pago ¿Por qué la alcaldía no paga?

Por: Redacción El Blog

  • 30 noviembre, 2018

POR BESSY RÍOS / Defensora de Derechos Humanos

Desde hace varios días estamos observando que varias alcaldías del gran San Salvador se encuentran con severos retrasos en el pago del servicio que le brinda la empresa MIDES, que es la encargada de la disposición final de los desechos sólidos desde hace 20 años, francamente independientemente de la posición que uno tenga respecto a dicha empresa o su dueño, me parece que debemos reflexionar sobre esta situación.

Cuando uno es profesional que está en el ejercicio libre de la profesión suele encontrarse con clientes que hacen lo posible para alargar todo lo posible la fecha de pago de tus honorarios, lo mismo sucede cuando brindas el servicio de recuperación de créditos en mora muy a pesar que los clientes a quienes se les hace el cobro, se les suma el cargo de los honorarios de recuperación –siempre es así, la empresa no pierde- a final de mes cada usuario no solo paga su crédito sino también paga el servicio, pero te encuentras financieras, casas comerciales y alcaldías que a pesar que tienen el dinero en efectivo buscan no cancelarte, -lo que me pareció en esa época y lo mismo sigo pensando- siendo una gran irresponsabilidad.

Todos los que en algún momento hemos dado servicios de esta índole entienden esta circunstancia en la cual no tenés manera – que no sea un largo y desgastante proceso- de hacer que el cliente te pague y esto te genera consecuencias con el personal que tienes trabajando contigo, ya no digamos el pago de tus servicios –los recibos nunca dejan de llegar a tiempo- no puedes ir donde tu proveedor de internet y decirle “no le puedo pagar porque no me han pagado, en cuanto me paguen le resuelvo” para nada esto no pasa en el mundo real, en ese momento que no pagas te quitan el servicio, tal cual.

Por eso me llamó la atención el caso de estas alcaldías y la empresa MIDES, probablemente me generó empatía porque sé lo que significa que alguien no te pague, pero es que esto me parece increíble, veamos mes a mes los ciudadanos de estos municipios cancelan su tasa de servicio de aseo, recolección y disposición final de desechos sólido donde se supone va el pago a la empresa MIDES ¿Por qué las alcaldías no van al día en sus pagos? ¿Por qué la Corte de Cuentas de la República no ha hecho auditorías sobre el manejo de esos montos y sí se destinan para lo que se recolectan? ¿Qué acciones podemos emprender los ciudadanos ante una entidad como la alcaldía que me cobra un servicio pero que no termina trasladando los pagos?

Lo cierto es que todas estas alcaldías han cambiado de bandera en las pasadas elecciones gracias al fatídico 4 de marzo de 2018 el día que la ciudadanía decidió mandarle un contundente mensaje a la cúpula del FMLN quitándoles varias alcaldías históricas – como Soyapango y Ciudad Delgado- así como un grupo importante de diputados, la cosa es que si hacemos memoria esto de MIDES y ese acuerdo –al que la ministra de Lina Pohl le llama leonino- de la disposición de la basura y el relleno sanitario, fue de estas alcaldías lideradas por el FMLN teniendo de punta de lanza al Dr. Héctor Silva desde la alcaldía de San Salvador, hubo innumerables ataques, recuerdo desplegados en los periódicos de mayor circulación y también recuerdo cómo defendió el Dr. Héctor Silva ese negocio y se hablaba mucho que dábamos un enorme salto de calidad de cerrar botaderos a cielo abierto y pasábamos a un relleno sanitario donde las alcaldía serían socias y dueñas, recibiendo dividendos.

Entiendo por las noticias que ese contrato del servicio vence en mayo del siguiente año y parece que entrará un nuevo competidor al mercado, parece que será el mismo que está en el municipio de Santa Tecla brindando el servicio, que por cierto

utilizan un relleno sanitario que no cuenta con los debidos permisos y sobre el cual la actual ministra Lina Pohl no la hemos visto tan severa y apegada a derecho como como ante la amenaza de MIDES de cerrar el relleno ante la falta de pago de varias alcaldías.

Me parece que en primer lugar las alcaldías deberían explicarnos el por qué de esos enormes atrasos con el proveedor de servicio, Corte de Cuentas de la República debería auditar esas tasas municipales y brindar un informe de cómo se han manejado esos fondos, debe ser de oficio ante la cobertura mediática, no deberían estar esperando alguien llegue a poner la denuncia, en segundo lugar si el contrato está por vencerse las alcaldías están en su derecho de renegociar mejores condiciones o cambiar de proveedor, siempre y cuando no suceda lo de Santa Tecla que se despidió a todo el personal de servicio de recolección, se prácticamente regalaron los camiones recolectores y durante semanas el municipio estuvo inundado de basura y nadie se hacía responsable del desastre ambiental, y como mencioné antes, según noticias, todos los desechos son trasladados a un relleno sanitario que no cuenta con todos sus permisos y en tercer lugar toda esta negociación debe de ser transparente, no como también ha sucedido en Santa Tecla que el contrato con el nuevo proveedor y los términos de la negociación es información reservada – reservada de manera ilegal-.

Como dijo la ministra el tema de la disposición de desechos sólidos nos concierne a todos, los municipios deben cancelar al proveedor y así como MIDES no debe cerrar el relleno como modo de presión ante la falta de pago, tampoco las alcaldías deberían de presionar la renegociación del contrato dejando de pagar el servicio, porque al final el ciudadano no deja de pagar su cuota y corre el riesgo que no se le brinde el servicio por el cual paga puntualmente.

El ministerio de Medio Ambiente no debe sólo limitarse a meterse en unos temas y en otros no, me gustaría ver a la ministra con esa firmeza con que habló ante ese problema retando a los diputados/as que insisten en seguir pagando el subsidio a los buses y microbuses chatarras que según ella misma dice son los responsables del 50% del aire contaminado del país, repetir con fuerza que el interés superior de la salud de la población debe imponerse ante la necedad de varios diputados de mantener negocios propios o de sus amigos sobre el servicio de transporte… ciertamente todos debemos escoger nuestras batallas, pero la ministra no debería hacer eso, todos los temas donde la contaminación sea defendida por privados o el Estado ella debería estar dispuesta a fajarse… (Publicado en La Noticia SV)