«Continúan violando derechos constitucionales de Enrique Rais»

Por: Agencias

  • 14 diciembre, 2018

Por Eduardo Vázquez Bécker.- El Juzgado Octavo de Instrucción rechazó la petición del abogado Douglas Ernesto Melgar Argueta, defensor de Enrique Rais, con la que buscaba que el tribunal diese cumplimiento al decreto judicial de reserva impuesto al proceso que sigue en contra del empresario Enrique Rais.

La petición del abogado Melgar Argueta  se refería de manera específica a la divulgación en un medio de comunicación de las supuestas conversaciones telefónicas que el empresario habría sostenido con sus abogados y el ex fiscal general Luis Martínez, conversaciones que constan en el proceso judicial que se sigue en contra de la supuesta estructura.

La divulgación de las supuestas conversaciones atenta contra la presunción de inocencia de los imputados y más concretamente violan el secreto abogado-cliente garantizado en la constitución.

El equipo jurídico de Rais solicitó también que noticias como “Magistrado pidió favores para dos procesados a ex fiscal general” y “Otros mensajes que comprometen al ex fiscal”, publicadas el 26 de noviembre en todas las plataformas de un medio de información, fueran eliminadas del sitio web por ser atentatorias a los derechos tanto del empresario Rais como del ex fiscal Martínez.

De acuerdo con el argumento de Melgar Argueta, la divulgación de las conversaciones  “atenta contra la intimidad y presunción de inocencia del empresario Rais.

“Jamás se podrá aceptar que en un artificioso interés camuflado sobre el derecho al libre acceso a la información por parte de una sociedad democrática, se vulneren tan abrumadora y descaradamente los derechos fundamentales de mi cliente”, se lee en la petición.

El juez instructor declaró improcedente la solicitud alegando que no le competen tales atribuciones, según consta en la resolución . “No es potestad de los juzgadores el ordenar a los periódicos, ya sean escritos o digitales, el retiro de tales publicaciones o ediciones, o que se ordene la no reproducción de tal o cual publicación”, aseveró.

El Juez Octavo ignora en su resolución que después de haber decretado reserva total en un proceso, toda información, datos, conceptos o interpretaciones que del juicio se hagan son de su e. Lo contrario es constitutivo del delito de divulgación privilegiada.

Las supuestas conversaciones y los mensajes de Rais y su círculo íntimo revelan una intencionalidad interesada de vincular al empresario Rais y al ex fiscal Martínez en la comisión de delitos que no se les han podido probar procesalmente y que según se ha dicho son parte de “casos montados”.

La Fiscalía nunca ha desmentido que las acusaciones contra Rais tienen otros intereses relacionados con actos de competencia desleal e influencias de na supuesta mafia que encabezan los ciudadanos canadienses Matteo Pasquale y Franco Pacetti contra quienes existe difusión roja de la Interpol.

Publicado original en diariolatino.net